Al pararse

• Al pararse, mantenga un pie ligeramente adelante del otro, con sus rodillas levemente dobladas. Esta posición ayuda a disminuir la presión sobre la espalda baja

Al levantar

• En todo momento, evite torcerse al levantar. Torcerse es uno de los movimientos más peligrosos para su columna vertebral, especialmente al estar levantando peso. Si el objeto es demasiado pesado para levantarlo, es preferible empujarlo antes que tirarlo. Cuando sea posible, utilice sus piernas y no su espalda o tren superior para empujar el objeto. Si debe levantar un objeto pesado, busque alguien que le ayude.

Al sentarse

• Mantenga sus rodillas levemente a mayor altura que sus caderas, con su cabeza erecta y su columna recta. Evite dejar caer sus hombros hacia delante. Procure mantener la curva natural en su espalda inferior.

Al alcanzar y doblarse

•Cuando quiera alcanzar algo por encima de la altura de los hombros, párese en un escalón, esforzarse para alcanzar tales objetos puede no solo lastimarle su espalda media y cuello, pero también puede causarle problemas en los hombros. No se doble desde la cintura para alcanzar objetos del suelo o de una mesa. En su lugar, arrodíllese en una rodilla, tan cerca posible al objeto que este alzando, con el otro pie plano en el suelo y alce el objeto. O doble sus rodillas, mantenga el objeto cerca de su cuerpo, y levántelo con sus piernas, no con su espalda.

Al cargar

• Al cargar objetos, en especial si son pesados, manténgalos tan cerca de su cuerpo como sea posible. Cargar dos objetos pequeños, uno en cada mano, es a menudo más fácil que cargar un solo objeto grande.

Dieta sana y ejercicio

• Aunque esto todavía no se ha comprobado científicamente, sospechamos que el sobrepeso pone una carga excesiva a su columna espinal. Manténgase dentro de 10 libras de su peso ideal para tener una espalda más sana. El abdomen protuberante es probablemente el peor culpable ya que pone presión no deseada sobre los músculos, ligamentos y tendones en su espalda baja.

Al dormir

• Dormir de espalda pone aproximadamente 50 libras de presión sobre su columna. Otras posiciones puede que sean mejores. Poner una almohada debajo de sus rodillas al acostarse de espaldas reduce la presión sobre su columna a aproximadamente la mitad. Acostarse de lado con una almohada entre sus rodillas también puede reducir la presión sobre su espalda. Nunca duerma en una posición que le cause dolor a alguna parte de su columna. La mayoría del tiempo, su cuerpo le dirá que posición es mejor.

Deje de Fumar

• Los fumadores tienen más dolor espinal que los que no fuman, y también se sanan con más lentitud cuando tienen un episodio de dolor de espalda porque los químicos en el humo de tabaco restringen el flujo sanguíneo a los tejidos en y alrededor de su espina dorsal.

Aunque seguir estas instrucciones no le garantiza que estará libre de dolor de espalda por toda su vida, puede ciertamente reducir su riesgo de desarrollarlo. Estos pasos simples le ayudarán a mantener su espina dorsal en buena forma, haciendo de usted una persona más sana y feliz.

Por Dr. Marcos Arraiza Cabán

UNETE A LA ASOCIACIÓN

"El doctor del futuro no dará medicinas, sino que despertará el interes de sus pacientes por la atención de la estructura del cuerpo, su dieta y la causa y la preveción de la enfermedades."


Thomas A. Edison
© Asociación de Quiroprácticos. Todos los derechos reservados.
Powered by WebSoft de PR.
Arriba